LA HUERTICA

28 de enero Día Mundial de la Acción Frente al Calentamiento Terrestre

 

Hoy, 28 de enero, se celebra el Día Mundial de la Acción Frente al Calentamiento Terrestre, también llamado Día Mundial por la Reducción de las Emisiones de CO2 y La Huertica debe recordar lo. Siempre, andamos igual, somos muy cansinos, pero ayer, 27 de enero, aquí en el huerto llegamos a los 28 grados. Los almendros están en flor y la fruta de hueso está empezando a florecer, como venga el frío después, perderemos mucha producción y subirán los precios y si el campo se convierte en un deporte de riesgo, subirán aún más.

El dióxido de carbono o CO2 es un gas concentrado en la tierra que resulta esencial para el proceso biológico en la naturaleza. Se necesita para mantener el equilibrio y el bienestar de la vida. Sin embargo, en las últimas décadas su concentración en la atmósfera terrestre ha aumentado de forma vertiginosa, provocando grandes desequilibrios en el clima del planeta entero.

Mucho ha contribuido la forma de vida que el hombre ha adoptado a partir de la Revolución Industrial, donde comenzaron a proliferar las fábricas, mayor utilización del petróleo y la fabricación de novedosos medios de transporte.

Las causas han pasado muchos años escondidas pero los efectos son ya visibles para todos. Olas de calor, como las que hemos pasado este último verano; tormentas e inundaciones, como las que acaban de producirse en Castilla León; cambios en los ecosistemas, por ejemplo, el calor nos trae nuevas plagas en el campo que nunca habíamos tenido, como el picudo rojo o la proliferación de insectos; aumento del nivel de mar, como está pasando los últimos años en Venecia, o la subida de los precios de los alimentos que estamos presenciando todos, todas las semanas… Y todavía oímos las tonterías que los negacionistas desarrollan en su oficina con aire acondicionado…

Necesitamos actuar. Para ello, se requiere el uso de combustibles menos contaminantes, cambiar el derroche de los recursos naturales que se implementan cada día para el consumo humano e implementar el desarrollo de fuentes de energía renovables y así lograr un mundo más sostenible.

Creo que cambiando nuestro actual estilo de vida y buscando otras fuentes mucho más sostenibles de cara al futuro, los seres humanos estaremos en la capacidad de reducir nuestra huella carbono.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *